En un pequeño poblado al sur de Sudáfrica, se encuentra uno de los primeros aeropuertos operados por energía solar del país. El aeropuerto regional de George, es operado principalmente por energía renovable y verde pues sus torres de control, escaleras mecánicas, carrusel de equipaje y cajeros automáticos, funcionan exclusivamente con energía generada por 2,000 paneles solares.